Sushi en vaso fácil y rápido (sin gluten, sin huevo)

Me encanta el sushi.
Y la comida japonesa en general.

Aquí os dejé unos yakisoba espectaculares, receta de una amiga japonesa que cocina de maravilla y que no podéis dejar de probar.
Son sanos, completos y muy fáciles de hacer. Ahora, eso sí, laboriosos, en cuanto al tiempo de preparado, como toda la comida japonesa que conozco de momento.

El sushi además de llevar un tiempito prepararlo, sí que es un poco más complicado de elaborarlo, con eso de tener que enrollarlo, capa de arroz, alga por aquí, ahora donde pongo el relleno, que si sésamo por allá.
Una vez te pones, no es tan complicado como parece a priori.

Pero para quitarnos ese miedo que creo que todos tenemos a meternos en faena con estos ingredientes y elaboración, os traigo la forma más fácil y rápida de daros el gustazo de tomaros un sushi buenísimo y preparado en un momento

¡Preparándolo en vasitos!
La idea nos la dio Marta Simonet en un showcooking que fui hace un mes y me encantó.

Sólo tenéis que ir poniendo los ingredientes directamente en un vaso, por capas y adiós rollo de esterilla, que si no se me enrolla, que se pega, que se abre rollito…
¡Verter y listo! Nada más fácil.
Así que ya tenéis el truqui para pode comer sushi en casa cuando se os antoje.

Vamos allá con la receta.

Ingredientes para 6 vasos:

• 1 vasito de arroz para sushi (al no ir enrollado también podéis usar arroz blanco normal)
• Unos 4 aguacates
• Unos 350 g de queso crema
• Unos 220 g de salmón ahumado (podéis usar también atún)
• 2 láminas de alga nori seca
• Semillas de sésamo
• Salsa de soja (en mi caso sin gluten, que viene siendo la salsa tamari)

Elaboración:

Preparamos el arroz como os indique en el paquete, que viene siendo:

Lavar el arroz con agua hasta que esté transparente para quitarle el almidón.
Lo ponéis en la cazuela que vayáis a usar por ejemplo, cubrís de agua y removéis con una cuchara de madera.
Veréis que el agua se queda blanquecina.
Retirad el agua y repetid el lavado unas cuantas veces hasta que veáis que el arroz se vuelve más transparente.

Escurrid bien el arroz y lo ponemos a hervir en un cazo con el doble de agua que de arroz.
Lo ponemos a fuego medio alto hasta que empiece a hervir.
En ese momento bajamos el fuego al mínimo, tapamos la cacerola y dejamos hervir unos 15 minutos, hasta que el arroz esté blandito y el agua se haya evaporado. Si el arroz ya está listo y no se ha evaporado el agua, retirarlo del fuego y colarlo.

Dejamos reposar unos 5 minutos, pasamos a un cuenco, echamos un chorro de vinagre de arroz, removemos y dejamos enfriar mientras vamos preparando el resto.

Pelamos los aguacates.
Lo más fácil es con un cuchillo hacer un corte continuo longitudinalmente.
Separar las dos partes girando un poco cada una hacia un lado.
Para quitar el hueso, damos un golpe seco con el cuchillo sobre el hueso, giramos un poco y el hueso sale sin dificultad. También podéis hacerlo con una cuchara.
Para sacar la carne ayudaros de una cuchara.

Cortamos el aguacate en tiras no muy gruesas.

Cortamos el salmón en trocitos, para que al comerlo podamos sacarlo bien del vaso y no salga una loncha entera muy grande que no nos quepa en la boca.

Igual con el alga nori, la cortamos en tiras o cuadraditos.

Y ahora sólo queda montar el vasito.

Ponemos una capa de arroz, luego una de aguacate, el queso, el salmón, el alga y espolvoreamos con un semillas de sésamo.
Podéis hacer capas más gruesas y poner sólo una capa de cada ingrediente, o hacer dos capas de cada ingrediente menos del queso, que si no queda muy pesado.

Regamos por encima con la salsa de soja y ¡a disfrutar!

También te gustará:

Deja un comentario